NOTICIAS

Guía estratégica para ahorrar energía eléctrica en tu oficina

En base a nuestra experiencia en mantenimiento integral hemos desarrollado habilidades para mejorar la rentabilidad de cada uno de nuestros clientes.

La mitad de la energía consumida en el sector de servicios se realiza en los edificios de oficinas, lo cual representa un 40% del consumo energético de todo el mundo de acuerdo con el informe “Climate Solutions” de WWF.  Conservar la energía es la manera más efectiva, rápida y barata para reducir la factura energética y restringir la dependencia energética del exterior.

Hoy en nuestro blog tenemos para ti una serie de recomendaciones para ahorrar energía en tu espacio de trabajo. Podemos reducir el consumo de energía utilizándola de forma más eficiente, invirtiendo en equipamiento energéticamente eficiente, adoptando medidas técnicas, organizativas, institucionales y estructurales o modificando el comportamiento.

Las estrategias en pro de la eficiencia energética deben estar enfocadas hacia la reducción de la demanda energética, la diversidad energética, el máximo aprovechamiento del uso de energía renovales, la innovación tecnológica, incluso pensar en el autoconsumo a través de microrredes y como base la modificación de nuestros hábitos diarios en el espacio de trabajo.

En locales comerciales, la iluminación representa más del 50% de los costos de electricidad por lo que debe considerarse como el principal factor a reducción.  Considerando las siguientes medidas:

  1. 1.Aproveche la luz natural. Al hacerlo se reduce la fatiga visual y mejora la productividad de nuestro equipo laboral.
  2. Apague las luces si no se necesitan, instale reguladores de intensidad de iluminación e interruptores de presencia.
  3. Planifique la iluminación, elija el nivel de iluminación, los tipos de lámparas en base a sus características de rentabilidad, consumo y mida los resultados.
  4. Zonifique el alumbrado de forma que sea utilizado en base a horarios, ocupación y aportación de luz natural para no generar gastos extras de iluminación.
  5. La iluminación localizada en escritorios y espacios de trabajo puede facilitar el prescindir de lámparas en general.
  6. El mantenimiento es de vital importancia para mejorar la eficacia de una lampara. Limpie con frecuencia las luminarias y cuide las instalaciones como parte de su mantenimiento preventivo.

Para aumentar la eficiencia energética en los equipos de oficina se pueden implementar acciones como el apagado de impresoras, ordenadores, escáner al salir o en los fines de semana. Apagar la pantalla reducirá de manera significativa el gasto.  Escoger los equipos de menor consumo energético, verificando las etiquetas y rendimiento energético también favorece el ahorro.

Por último, se puede activar las funciones de ahorro energético para que los equipos se apaguen de manera automática después de un determinado tiempo sin uso.

Sabemos que cada una de estas recomendaciones serán efectivas con la intervención y concienciación de nuestros colaboradores. Implica que todo el personal trabajador viva la cultura de la eficiencia energética mediante la información y las acciones. Podemos ser tu aliado en el proceso y revisar cada una de tus oficinas.

¡Lo hacemos fácil! Somos RIMSA.

Tags:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Call Now ButtonLlamar